Time  3 hours 31 minutes

Coordinates 1537

Uploaded August 4, 2015

Recorded August 2015

-
-
316 f
4 f
0
0.9
1.8
3.66 mi

Viewed 2456 times, downloaded 55 times

near Remédios, Leiria (Portugal)

El archipiélago de las islas Berlengas está formado por tres islas: Berlenga, Estelas y Farilhôes, siendo la primera la mayor y única que se puede visitar. Están situadas a 15 km de la costa, partiendo los barcos desde Peniche.
Se puede considerar como el primer espacio protegido del mundo, ya que en 1465 el rey Alfonso V de Portugal prohibió la caza. Actualmente es reserva de la biosfera donde sólo se puede circular a pie y por los caminos señalizados.
El barco atraca en el pequeño muelle del barrio dos pescadores. Desde allí comienza la ruta en subida entre el restaurante y las casas de los pescadores. A pocos metros observaremos una pista a mano derecha que tomaremos para recorrer la parte norte de la isla. Ya desde el primer momento observaremos la gran cantidad de aves, principalmente gaviotas que hay en la isla, que nos acompañarán durante todo el camino con sus graznidos y vuelos. Es la parte menos recorrida de la isla, donde uno puede gozar de cierta tranquilidad. Además las vistas son impresionantes.
El camino regresa y nos dirige hacia el Faro Duque de Bragança o Faro Berlenga, construido en 1840.
Desde allí nos dirigimos hacia el punto más al sur de la isla donde podremos ver a Cova do Sonho, la gruta más impresionante de la isla que la atraviesa, con 70 metros de longitud y 20 de altura.
De regreso, es imprescindible bajar a la Fortaleza de San Juan Bautista, que fue construida por el rey Juan IV, como defensa militar. Fue restaurado en el siglo XX y actualmente tiene 20 habitaciones. Para llegar a ella, hay que descender un montón de escalones y cruzar los peñones por varios puentes.
La ruta termina volviendo sobre nuestros pasos hasta el muelle.

View more external

En este punto existe una sirena automática, con baterías solares. Tiene unas vistas maravillosas.
Es el punto más alto de la isla. No se puede acceder al interior del recinto del faro pero merece la pena pararse a verlo.
Aquí hice una pequeña trampa: el camino se corta con una cuerda mucho antes pero yo quería ver el Furado Grande en todo su esplendor, así que seguí un poco más para ver esta bahía al sur de la isla.
Cruce de bajada a la Fortaleza
Bajar aunque sea cansado merece la pena.

Comments

    You can or this trail