Time  3 hours 46 minutes

Coordinates 1076

Uploaded July 26, 2019

Recorded July 2019

  • Rating

     
  • Information

     
  • Easy to follow

     
  • Scenery

     
-
-
7,277 f
4,547 f
0
1.8
3.5
7.08 mi

Viewed 108 times, downloaded 6 times

near Zuriza, Aragón (España)

Segundo y último día de caminata con el club esta semana. Hoy tocaba desplazarnos al Valle de Ansó y ascender a la cima del popular monte Hiru Erregeen Mahaia o Mesa de los Tres Reyes. Pero había una gran pega, y es que habían anunciado para hoy fuertes tormentas a partir de las 2 de la tarde. Tendríamos que madrugar mucho y acabar a una hora prudencial, ya que teníamos que volver pronto a casa, con lo que también nos obligaba a caminar con rapidez, ademas de rezar para que la tormenta no llegara antes de tiempo y nos pillara en medio de la ruta.

Pues bien, salimos del refugio a las 7:15 de la mañana y resultó que ya estaba lloviendo. Decidimos igualmente ir al parking del refugio de Linza, lugar de comienzo de la ruta, y una vez allí pensar y decidir que hacer.
En vista de que el panorama no era muy prometedor pero tampoco era terriblemente malo, entre todos barajamos varias alternativas; subir al cercano monte Txamantxoia (no tardaríamos mucho, pero a la vez es un monte con fuertes pendientes y con un tramo que con mal tiempo puede ser peligroso), al Paquiza de Lintzola (mas lejana pero mucho mas asequible), al Acherito o al Petrechema (un poco mas lejanas y exigentes) o a la Mesa de los Tres Reyes (prácticamente descartado por la lejanía y complejidad del terreno).

Fuimos a lo seguro, y decidimos ir por la opción mas sencilla, es decir, ir al Paquiza de Lintzola.


A las 8:25 comenzamos la caminata y la aventura yendo primero por un pequeño paso de madera puesto cerca del refugio, y luego ascendemos en suave pendiente por un estrecho y cómodo camino de tierra situado en un amplio campo de flores amarillas. Enseguida podemos disfrutar de una bonita panorámica de varias cumbres del cercano circo de Lescun, el mallo de Acherito y detrás el parking y refugio de Linza y el mencionado monte Txamantxoia.

Deja de llover, hace calor e incluso vemos que el cielo se abre un poco y la niebla, antes presente en la mayoría de los picos, comienza a desaparecer. Pero esto es Pirineos, no nos podíamos hacer ilusiones ya que en pocos minutos la niebla volvía a aparecer en ciertos picos.

Afortunadamente la lluvia seguía sin caer, así que continuamos cómoda y rápidamente hacia delante.
Llegamos hacia un bonito barranco y giramos a la derecha en suave pero continúo ascenso.

Mas adelante el terreno cambia drásticamente y dejamos por un momento la hierba para continuar en fuerte ascenso sobre placas de roca y piedras. Por si fuera poco, la niebla se había apoderado de este lugar y nos iba a chafar las vistas.
El avance es un pelín incómodo pero carece de dificultad.

Una vez en la parte alta, seguimos por sendero de tierra y hierba en semillano, sin pérdida alguna, ya que es camino único. Además en muchos tramos del recorrido esta señalizado con marcas GR roja y blanca, perteneciente al GRT-13 y a la vez al GR-11.

Superamos otro corto tramo sobre roca, y de nuevo volvemos a caminar sobre un bonito manto de hierba, con multitud de lirios de color violeta sobre ella.
La niebla se abre un poco y nos permite ver las mismas vistas del inicio, pero desde bastante mas altitud.

Al cabo de unos minutos, llegamos hasta el collado de Linza, donde se sitúa un poste. Aquí nos reagrupamos todos y de nuevo tuvimos que tomar una decisión; girar a la izquierda y ascender la última pala hasta la cima del Paquiza de Lintzola, seguir recto e ir a la Mesa de los Tres Reyes (descartado) o echarle un par de huevos y seguir de por la derecha e ir hasta el Petrechema, quizás el monte de mayor importancia de la zona seguido de La Mesa.

En ese momento eran las 10:00 y seguía sin llover, aunque a nuestro alrededor el cielo no estaba muy bonito que digamos. Estaba amenazante pero aun sin dar señales de posibles tormentas. Fuimos ambiciosos y decidimos atacar la cumbre del Petrechema.

Giramos levemente hacia la derecha, y seguimos en semillano por un estrecho sendero de tierra y piedras que hay sobre un manto herboso. Al fondo, a lo lejos se ve la pirámide cimera del Petrechema, imponente, al igual que el resto de las rocosas cumbres que perfectamente pudimos observar a nuestra izquierda, entre ellos La Mesa de los Tres Reyes.

En poco tiempo llegamos al collado de Petrechema, al pie de la empinada ladera del monte. Giramos a la izquierda y hacemos un breve rodeo para situarnos por el lado izquierdo del Petrechema. Echamos un vistazo hacia atrás y vimos que la niebla había cubierto el collado de Linza, y que se dirigía hacia nosotros.

Aun así, seguimos hacia delante, aprovechando cada minuto y segundo que teníamos antes que surgiera cualquier complicación.
El terreno cambia radicalmente de la tierra a la piedra suelta, y la pendiente es cada vez mas y mas exigente.

A las 10:45 teníamos la cima al alcance de la mano, a escasos 500m de distancia y a unos 200m de desnivel (estaríamos a una altitud de unos 2170m, mis tracks siempre marcan alrededor de 50m de altura más de lo real), quedando aun por hacer el tramo mas empinado y exigente de toda la ruta. Pero por desgracia la niebla fue mas rápida y se nos echó encima. Ésto normalmente no nos hubiera impedido continuar, pero es que era algo mas que simple niebla, era una nube cargada de precipitación. Lastima no haberme dado por capturar el momento en que literalmente la nube nos "engulló". Resultó hasta cómico ver como por delante estaba todo despejado y en cuestión de segundos se cubrió todo y luego emprendimos la huida.
El problema estaba en 2 aspectos muy importantes, la lluvia, que por cada segundo que pasaba era cada vez mas intensa, y los truenos, que empezábamos a escuchar en la lejanía. El viento empezó a soplar, y las temperaturas bajaron drásticamente. No tardamos mucho en decidir que así no podíamos continuar. Subir hasta la cima y volver nos hubiera llevado al menos 45min, tiempo mas que suficiente para meternos en un problemón si el tiempo fuese a peor.

Nos pusimos los chubasqueros, algunos sacaron los paraguas, y con rabia, frustración y decepción (mas bien yo, ellos ya con mucha experiencia en estos lares no les afectó demasiado) nos dimos media vuelta e iniciamos la retirada del Petrechema hacia el punto de partida.
Mas rabia me dio aun al ver que pasados 10 minutos, en el tramo semillano hacia el collado de Linza, dejó de llover y la niebla se había esfumado "casi" en su totalidad.

"CASI". Que inocente fui. Ya me avisó el guía tiempo atrás, que el clima en los Pirineos es muy cambiante, muy imprevisible, y que en nada puede caerte el cielo encima, con todo su potencial. Y así ocurrió.

Volvimos a escuchar los truenos, esta vez por la derecha, en dirección a La Mesa, bastante mas cercanas a las anteriores.
Una vez llegamos al collado, escuchamos truenos de frente nuestro, cada vez mas cerca. Y luego por la izquierda. Un amigo me comentó que si pasan menos de 8 segundos entre que ves el relámpago y suena el trueno, es que tienes la tormenta muy cerca de ti. En nuestro caso solo pasaron 3 segundos. Aquel rayo cayó a aprox 1km de distancia.

Llovía con mucha fuerza, caían rayos por todas partes, acompañados con un ruido ensordecedor. Sorprendentemente yo iba tranquilo, con cierta tensión, lógico por aquel crítico momento, pero en calma. Teníamos que continuar, no había tiempo para pensar "y si me cae un rayo..." te mueres y punto, así de simple.

El terreno estaba hecho una mierda, allá donde había tierra ahora era barro y patinaba un montón. Curiosamente se caminaba mejor sobre la hierba y sobre las rocas. Aun así, en todo momento descendimos con toda la prudencia del mundo, despacio y asegurando cada paso. Con toda la ropa empapada, incluso con el chubasquero puesto, guardé la cámara de fotos dentro de la mochila, antes de que también se me empapara y se estropeara. Las fotos y vídeos que saqué después fueron con el móvil.

El suelo estaba encharcado allá donde estaba llano, y donde se iba cuesta abajo, como en el caso del tramo de las placas de roca, el agua bajaba como si fuera una mini riada. Aquí fue donde extremamos mas la precaución, ya que un resbalón podía ser fatal.

Tras pasar este punto, lo que nos restaba ya era un paseo muy sencillo. Además, por fortuna, la tormenta se estaba alejando y la lluvia empezaba a desaparecer.

Pudimos disfrutar de un buen rato sin contratiempos hasta que, a unos cientos de metros del parking y refugio de Linza, la lluvia volvió a aparecer, pero sin fuerza y sin oír ningún trueno.
Finalmente, a las 12:00, entramos al refugio, nos cambiamos de ropa y finalizamos esta interesante aunque inacabada, ruta dándonos un buen y merecido atracón, y celebrando los magníficos 2 días de excursión con mis compañeros del club Artarrai, tanto por la exitosa ruta de ayer por el Castillo de Acher como por haber salido ilesos del tormentón de hoy.


Realmente es una ruta muy muy sencilla y llevadera, excepto el ascenso final al Petrechema que tiene bastante pendiente y hay piedra suelta. A pesar de que no lo conseguimos por poco, de no haber aparecido aquella nube hubiéramos hecho cumbre sin problemas. Éste track os puede servir de ayuda perfectamente. El cacho que nos faltó no tiene perdida, es seguir hacia delante hasta alcanzar la cima.

PD: Nosotros tenemos experiencia en situaciones de clima adverso y por ello decidimos ir hacia delante aunque desde el inicio el tiempo no prometía mucho. Aun así, somos conscientes de los peligros que una tormenta eléctrica conlleva, y en caso de que una se acerque, como fue el caso, hay que ser prudente y dar la vuelta lo antes posible. Las montañas no se mueven de su sitio, ya volveremos en otra ocasión.

En vuestro caso si vais a hacer una ruta en Pirineos, sea donde sea, aseguraos de que haga buen tiempo y de que tengáis un colchón o margen de tiempo amplio para la ida y la vuelta. No os recomiendo que viváis la experiencia que vivimos nosotros estando en medio de un chaparrón y una tormenta eléctrica.

Echarle un vistazo a esta pagina web, donde explican como calcular la distancia de una tormenta, y como actuar en caso de que estemos en medio de una.

http://www.eltiempodelosaficionados.com/Tormentaquedebohacer.html
Refugio de Linza
Subida por roca
Seguir camino, sin perdida
Otro tramo por roca
Collado de Linza. Izquierda hacia Paquiza Linzola, derecha hacia Petrechema
Collado de Petrechema
Intento cumbre Petrechema

4 comments

  • Photo of Oscar Upegui

    Oscar Upegui Jul 27, 2019

    Muy buen recorrido y muy buen registro fotográfico, felicitaciones Jon y muy buena Crónica.
    Saludos amigo.

  • Photo of Jon Otaduy

    Jon Otaduy Jul 27, 2019

    Gracias Oscar por tu comentario y valoración.

  • Photo of CHANDRIOS 🐐

    CHANDRIOS 🐐 Jul 28, 2019

    Una pena tan cerca...
    Pero la montaña no se mueve
    Habrá más oportunidades
    Un saludo crack
    ¡¡¡¡MUCHA MONTAÑA!!!!

  • Photo of Jon Otaduy

    Jon Otaduy Jul 28, 2019

    Así es. Ya habrá tiempo y ocasiones para volver a intentarlo. Muchas gracias por tu valoración CHANDRIOS.

You can or this trail