Moving time  4 hours 36 minutes

Time  8 hours 29 minutes

Coordinates 3283

Uploaded December 23, 2020

Recorded November 2020

-
-
4,052 ft
2,005 ft
0
2.9
5.8
11.54 mi

Viewed 49 times, downloaded 1 times

near Zarcilla de Ramos, Murcia (España)

EL CONFINAMIENTO, MI MOCHILA Y YO.

De vez en cuando toda persona debería oír el silencio, observar en la soledad y en la quietud, el enorme placer de la naturaleza, sin agobios ni estrés, oír tus pisadas, sentir el latido de tu corazón acelerado por el esfuerzo, en una palabra dar rienda suelta a tus sentidos y eso fue lo que hice el miércoles de la semana pasada, cogí mi mochila y mi ilusión y me puse en camino.

En esta ocasión me dirigí al Cortijo de Las Talas, este lugar se encuentra a mitad de camino entre la Zarcilla de Ramos y el pantano de Valdeinfierno, la mañana se presentaba un tanto complicada, una inmensa niebla dificultaba el ver la carretera y pensé, si esto continúa así debería darme la vuelta y volver otro día, pero la duda duró poco, después de cuarenta minutos estaba en el punto de salida, aparqué el coche y me puse la mochila, un conductor de camión que circulaba por la carretera se me quedó mirando y quizás pensó, donde va este hombre con el tiempo que hace, pero yo sin dudarlo me puse en marcha.
Nada más salir pude contemplar la Umbría del Pericay, lugar donde voy a ascender, me dirijo dirección sur y entre dos casas que emergen entre la niebla tomo el camino que inmediatamente empieza a ascender, conforme voy subiendo observo que la niebla es menor y así entre la bruma que dibuja un paisaje fantasmagórico paso a estar por encima de las nubes lo que dibuja un paisaje de un mar de nubes con pequeñas islas, merece la pena recrearse, el camino muy marcado y con tramos de mampostería va ascendiendo sin demasiada dificultad hasta la última parte del sendero, aquí este se hace más empinado, rocoso y con mayor dificultad hasta alcanzar la cima.

El Pericay, al llegar a esta cima lo que más me impresionó fueron las espectaculares vistas que desde aquí podemos divisar, con sus 1.252 m. es un balcón perfecto para poder disfrutar de las montañas colindantes y de los valles que lo rodean, sin pensármelo dos veces saque de mi mochila el primer mini bocadillo, del que di buena cuenta, agua, fotos y a enfrentarme con la parte más difícil de la ruta, una bajada con gran desnivel, rocosa, entre maleza, monte bajo y todo campo a través que me dificultaron la marcha y me lo hicieron pasar, digamos que regular, tomé como referencia un peñasco lejano y hacia el me dirigí, al llegar una impresionante pared vertical de piedra me deja ver una parte del barranco del Luchena, parte del Pantano de Valdeinfierno y las impresionantes rocas que lo rodean, toda la visión desde aquí es alucinante. Parada fotos y después tomé dirección este, sigo bajando monte a través con mucha dificultad debido a la gran cantidad de matorral y piedra suelta pero no me queda otra, en piedras sueltas ya tengo bastante experiencia y con esa endiablada bajada llegué a un camino ancho en el fondo del barranco, cuanto lo agradecí, un respiro, un traguico de agua, un gel y a continuar la marcha, hasta aquí "solo" llevo cerca de 7 Km.

Siguiendo el camino me encuentro una cadena y un cartel que me indica que salgo de la finca Luchena, inmediatamente tomo el camino de la derecha que me llevará, primero hasta el cauce del Río Luchena y después hasta Los Ojos del Luchena, todo aquí es una maravilla, los trinos de los pajaros, el croar de las ranas, el ruido del agua que no cesa en su salida y la soledad reinante hacen que sea el sitio perfecto para tomarme otro mini bocadillo, contemplar tranquilo todo lo que me rodea y descansar un poco.

Tras un breve descanso me vuelvo a poner en marcha queda todavía un largo recorrido a través del cañón, pronto diviso la casa de los scouts, en esta ocasión la dejo a la izquierda y me adentro en el interior del barranco o cañón del Luchena, inmediatamente me percato de por dónde voy a ir, acantilados, desfiladeros, altas paredes que dibujan un espectáculo brutal, el cauce del cañón, seco en esta ocasión hace que vaya circulando por por ambas orillas en un zigzag que en cada recodo del cauce te sorprende aún más por su belleza, es un verdadero placer el poder transitar por aquí a todos los que amamos la naturaleza, oigo rodar unas piedras, señal inequívoca de que unos arruis o quizás cabras andaban por ahí y así fue, en una ladera casi inaccesible una manada de arruis ascendían hacia la cima, al levantar la mirada observé bajo el cielo azul una bandada de buitres que majestuosamente volaban por encima de mi cabeza, silenciosos sin mover un ala y buscando astutamente las corrientes de aire para dibujar un baile maravilloso en el aire, me detuve un rato en plan contemplativo, el espectáculo merecía la pena y así entre flora, rocas y fauna llegué a la parte baja de la Presa de Valdeinfierno.

Lo primero que observé de la presa fue su aliviadero, un graderío con once escalones de cemento y un agujero horadado en la roca para eliminar, en caso necesario, el exceso de agua, la corona de la presa mide 165 m. tiene una capacidad de 12 hm3 una altura de 40 metros y tiene el desafortunado título de ser el pantano más seco de la cuenca más seca de España, el catedrático lorquino Antonio Gil Olcina explica que aquella presa "salvavidas" se levantó entre 1785 y 1788 y está considerada como una de las más antiguas de España, tras subir por una escalera sus más de 250 escalones y saltar una puerta que se encuentra cerrada con un candado, me encontré con un panorama desolador, solo tiene una pequeña cantidad de agua que más bien parece una charca en vez de un pantano, tras recorrer su corona y atravesar el túnel me encuentro en la pista/carretera que me llevará al comienzo de la ruta en en Cortijo de Las Talas después de un total de 8 h 29 min. 18,57 Km y un dap de 688 metros.

MUY IMPORTANTE :

- Ruta excepcional paisajísticamente hablando.
- La ruta de hoy la considero de tipo muy difícil por la dificultad tan grande que tiene la bajada del Pericay y cuando hago la valoración de una ruta siempre pienso en un tipo de senderista con una preparación física aceptable.
- Al ser una ruta de larga duración habrá que llevar algo de comida, frutos secos, algún gel y alguna barrita energética, algo de fruta, algún caramelo así como gominolas y por supuesto agua en abundancia sobre todo en épocas calurosas.
- El calzado para esta ruta con unas zapatillas de montaña será suficiente, aunque unas buenas botas de tampoco estarían mal.
- Los que estáis acostumbrados a andar con palos de trekking os los recomiendo sobre todo para la subida y posteriormente para deambular por el barranco.
- No hay posibilidad de abastecerse de agua durante la ruta aunque si de refrescarse en el cauce y en los Ojos del Luchena.
- Recordad que cada persona tiene que conocer y saber muy bien cual es su preparación y estado físico, tened en cuenta que los excesos y las imprudencias muchas veces se pagan.
Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Photo

Foto

Comments

    You can or this trail