Time  4 hours 23 minutes

Coordinates 2191

Uploaded July 19, 2018

Recorded July 2018

-
-
3,426 f
2,358 f
0
2.7
5.4
10.73 mi

Viewed 398 times, downloaded 11 times

near Durón, Castilla-La Mancha (España)

“La Alcarria es un hermoso país al que a la gente no le da la gana ir”. Así se refería Camilo José Cela a esta región, tan lejos y tan cerca de Madrid. Y luego continuaba “Yo anduve por él unos días y me gustó.”. Tras leer “Viaje a la Alcarria”, me dispuse a realizar uno de los tramos que él pateó. Y buscando que el camino fuera circular, encontré que tan sólo en una ocasión volvió sobre sus pasos, y fue en Duron, El Olivar y Budia.
Poco queda de esta Alcarria que Cela visitó en 1947. Hacía pocos años de que la Guerra Civil había acabado, y la miseria aún se extendía por el país. A cambio, conoce una serie de personajes y actividades que hoy son parte del recuerdo. La Alcarria de hoy es consciente de su patrimonio, y la cercanía a la capital de España ha hecho que sus restaurados pueblos se hayan convertido en importantes destinos turísticos.
Nuestra ruta tiene su inicio y fin en la Finca de Gaia, un bonito alojamiento rural cercano a Duron. Teresa, su dueña, es la perfecta anfitriona para hablarnos de la región, de Cela, y del libro. Allí estuvo su hijo, junto a otros participantes que recreaban la ruta.
Pero vamos a nuestro camino. Salgo, acompañado en los primeros tramos por Teresa, sólo un poco más tarde que lo hace Cela en su viaje (“La del alba sería …No; no era aún la del alba: era más temprano”). De la parte trasera de la finca sale una senda que llana al inicio, y después en fuerte subida nos va a llevar a El Olivar. El inicio es privado, y las alternativas son dos, desde Durón enlazaremos con este camino, y más fácil, pasada la finca tomaremos el Barranco del Olivar hacia arriba enlazando con nuestro camino. Llegamos a El Olivar, y vemos como del “pueblo miserable” descrito por Cela no queda nada. Limpio, ha restaurado monumentos y casas, .en ocasiones segundas residencias.
Un camino asfaltado nos lleva a Budia, el más desarrollado de los tres. Es importante pararnos en las ruinas del Convento de los Carmelitas, y en la nevera de los frailes. También ver sus grandes edificios y su plaza mayor, donde durmió Cela. Ahora vamos a abandonar la comodidad del camino para adentrarnos en una senda paralela a la carretera, poco transitada y casi cubierta por la vegetación. De seguirla nos llevaría directamente a Duron. La abandonamos para hacer un bucle y ver un estrechamiento del Rio Duron, con colonia de aves incluida. Finalmente llegamos a este pueblo, y por carretera a nuestro destino.
Esta ruta se recorre con rapidez, por su escaso desnivel. Ni son los tramos exactos que hizo Cela en su día, ni el visitó la hoz angosta. Pero su espíritu está presente en todo el recorrido. Porque parafraseando a Cela, yo también he andado por la Alcarria y me ha gustado.
IBP: 54.
Tiempo total: 4:23:50 h
Tiempo en movimiento: 4:00:25 h
Tiempo parado: 0:23:25 h
Velocidad media total: 3.81 Km/h
Velocidad media en movimiento: 4.18 Km/h
fountain

Lavadero de El olivar

Abandonamos el camino para llegar a este lavadero, con acceso directo al pueblo de El Olivar.
fountain

El Olivar. Fuente

Cela define a El Olivar, diciendo “Es un pueblo miserable, perdido en la sierra, en tierra de lobos, rodeado de barrancos”. Allí tiene un encuentro con pastor, al que compra un garduño, que le desuella en el acto. Tiene bonitas vistas. Y se lo dijo Cela al pastor: -Bonita vista. -Sí, eso dicen. Oiga, ¿usted es de Guadalajara, por un casual? -No, ¿por qué? -Por nada; todos los de Guadalajara, cuando suben hasta aquí, dicen lo mismo. Hoy no reconocería al pueblo, perfectamente cuidado y lleno de casas de vacaciones.
Sacred architecture

Ermita Ntra. Sra. Asunción

Es un edificio del siglo XVI construido de recio sillar, con buena portada tallada en la que aparecen dos vanos gemelos orlados de adosadas pilastras y rematadas por clásico friso, hornacina y frontón triangular, culminando en espadaña china, sin campana ya. Inicio del camino a Budia
fountain

Budia Fuente

De esta villa dijo Cela: "Budia es un pueblo grande, con casas antiguas, con un pasado probablemente esplendoroso. Las calles tienen nombres nobles, sonoros —Real, calle Boteros, calle de la Estepa, calle Hastial, calle del Bronce, de la Lechuga, del Hospital—", y en ellas los viejos palacios moribundos arrastran con cierta dignidad sus piedras de escudo, sus macizos portalones, unas inmensas tristes ventanas cerradas". Hoy paseando podemos percibir algunas de sus sensaciones. Nos podemos seguir admirando con los nombres de sus calles (yo aporto la de "callejón tras el reloj"). La gran casa del Obispo, que fue su residencia, y hoy propiedad de unos madrileños. Es la más animada de la ruta.
Ruins

Convento de los Carmelitas

Ruinas del que fue convento de los Carmelitas, a este convento pertenecían las cartas manuscritas de Ana de San Bartolomé y de Santa Teresa de Jesús. Estuvo en funcionamiento desde 1732 hasta 1835, fabricándose en él gran parte del paño necesario para la vestimenta de la Orden de Castilla. Hoy alberga el cementerio del pueblo en su interior. Cerca se encuentra un antiguo nevero de los monjes que lo habitaban.
Bridge

Puente

Atravesamos el camino por este pequeño puente, perdido en el bosque.
Waypoint

La Hoz Angosta.

El desvio que hemos hecho tiene su premio en este estrechamiento. Al inicio un cartel advierte de determinadas épocas en que no se puede acceder. Debemos evitar un ramal sin salida, señalado en el track
fountain

Duron. Fuente.

"Duron es un pueblo que está en tres pedazos, dos en la ladera, y otro, más pequeño a orilla del camino que tomará el viajero y al lado de las huertas". Nos cuenta Cela. Hoy Duron es un pueblo apacible, articulado en torno a su calle central. Aquí paramos en la fuente, bajo su gran iglesia parroquial. Ya nos queda el tramo de carretera hasta la salida.

Comments

    You can or this trail