Coordinates 1316

Uploaded August 25, 2015

Recorded August 2015

-
-
3,117 f
2,871 f
0
2.4
4.9
9.79 mi

Viewed 917 times, downloaded 23 times

near El Berrueco, Madrid (España)

Senderismo junto al embalse del atazar, ideal para hacer en verano.

El término municipal de El Berrueco se encuentra en el norte de la Comunidad de Madrid entre dos alineamientos montañosos que los separa de las provincias limítrofes de Segovia y Guadalajara en las últimas estribaciones de la Sierra de Guadarrama.

El núcleo poblacional se encuentra en un terreno llano, a las espaldas de la Sierra de La Cabrera y justo enfrente del Embalse del Atazar, ocupando este grandes extensiones de terreno municipal. En este embalse desembocan numerosos arroyos, entre los que destacamos el Arroyo Jobalo y el Arroyo de la Dehesilla
El origen del término de El Berrueco, parece deberse según diferentes fuentes al cerro de granito que domina el núcleo de población por el norte. De hecho, la palabra "berrueco", significa literalmente "peñasco rocoso".
Su escudo es redondeado por la parte inferior y partido:

En la parte izquierda en campo de oro, una picota (rollo o columna de piedra), con dos leones alzados y apoyados en ella. Elegida esta imagen como símbolo municipal que representa lo más específico que esta villa tenía desde que se constituyó a finales del siglo XVI.

En la parte derecha en campo de oro, cinco estrellas de ocho puntas puestas en sotuer, siendo las armas de la villa de Uceda.

La corona real cerrada, que es un círculo de oro engastado en piedras preciosas y compuesto de ocho florones de hojas de acanto, visibles cinco, interpoladas de perlas, y de cuyas hojas salen sendas diademas sumada de perlas, que convergen en un mundo de azur o azul, con el semimeridiano y el ecuador de oro, sumado de cruz de oro. Finalmente la corona forrada de gules rojo.

La existencia de los primeros asentamientos ubicados en el territorio de El Berrueco se pueden situar más o menos en la Edad de Bronce.

El asentamiento actual de la villa de El Berrueco se sitúa en fechas no muy anteriores a los siglos X y XI.

El Berrueco era una de las aldeas de la villa de Uceda. Esta villa pertenecía al Arzobispado de Toledo hasta que en 1575 la villa de Uceda y sus aldeas y lugares, por real cédula de Papa Gregorio XIII, al rey Felipe II pasó a pertenecer a la corona. Ante esta situación en 1593, El Berrueco aprovechó para independizarse y proclamarse villa, eximiéndose de la jurisdicción de la villa de Uceda. Fue entonces cuando la corona ordenó la instalación en su término de una horca y una picota.

Entre los siglos XVII y XVIII la mayoría de los habitantes de la villa se dedicaban a labores agrícolas y ganaderas imperando sobre todo estas últimas.

Existía por aquel entonces una asociación de ganaderos perteneciente a la Mesta. Dicha asociación era llevada por un alcalde y un escribano nombrados por El Berrueco, Cabanillas, Venturada y Redueña. Todos los ganaderos de estos pueblos se reunían el día de San Bernabé, (el 11 de junio) en la ermita de Santo Domingo de Cabanillas para solucionar cualquier tipo de problema derivado de la actividad que realizaban.

A partir de 1873 todos límites municipales van a mantener su actual fisionomía como consecuencia de largos pleitos, entre los que destacan los mantenidos con las aldeas de La Cabrera y Sieteiglesias, principalmente con la primera, ya que entre los términos de ambas era por donde corría la Cañada Real Segoviana.

En 1859 se produce la venta de los bienes municipales por la desamortización, a consecuencia de lo cual se formó la Sociedad de Vecinos de El Berrueco con el fin de recuperar las fincas vendidas. La desamortización de la Dehesa Boyal concluye en 1898 con el pago a Hacienda de 3% de 7.000pts.

Anterior a 1902 parece que se carece de datos referentes a materia de educación. En 1956 se produjo un incremento de población importante que supuso una mejoría en el orden socio-cultural.[cita requerida]

También a finales del S. XIX se realizaron las obras del Canal de Isabel II promoviendo la apertura de canteras para la construcción del canal.
panorama

Las Eras

La existencia de los primeros asentamientos ubicados en el territorio de El Berrueco se pueden situar más o menos en la Edad de Bronce. El asentamiento actual de la villa de El Berrueco se sitúa en fechas no muy anteriores a los siglos X y XI. El Berrueco era una de las aldeas de la villa de Uceda. Esta villa pertenecía al Arzobispado de Toledo hasta que en 1575 la villa de Uceda y sus aldeas y lugares, por real cédula de Papa Gregorio XIII, al rey Felipe II pasó a pertenecer a la corona. Ante esta situación en 1593, El Berrueco aprovechó para independizarse y proclamarse villa, eximiéndose de la jurisdicción de la villa de Uceda. Fue entonces cuando la corona ordenó la instalación en su término de una horca y una picota. Entre los siglos XVII y XVIII la mayoría de los habitantes de la villa se dedicaban a labores agrícolas y ganaderas imperando sobre todo estas últimas. Existía por aquel entonces una asociación de ganaderos perteneciente a la Mesta. Dicha asociación era llevada por un alcalde y un escribano nombrados por El Berrueco, Cabanillas, Venturada y Redueña. Todos los ganaderos de estos pueblos se reunían el día de San Bernabé, (el 11 de junio) en la ermita de Santo Domingo de Cabanillas para solucionar cualquier tipo de problema derivado de la actividad que realizaban. A partir de 1873 todos límites municipales van a mantener su actual fisionomía como consecuencia de largos pleitos, entre los que destacan los mantenidos con las aldeas de La Cabrera y Sieteiglesias, principalmente con la primera, ya que entre los términos de ambas era por donde corría la Cañada Real Segoviana. En 1859 se produce la venta de los bienes municipales por la desamortización, a consecuencia de lo cual se formó la Sociedad de Vecinos de El Berrueco con el fin de recuperar las fincas vendidas. La desamortización de la Dehesa Boyal concluye en 1898 con el pago a Hacienda de 3% de 7.000pts. Anterior a 1902 parece que se carece de datos referentes a materia de educación. En 1956 se produjo un incremento de población importante que supuso una mejoría en el orden socio-cultural.[cita requerida] También a finales del S. XIX se realizaron las obras del Canal de Isabel II promoviendo la apertura de canteras para la construcción del canal.
Shelter

Polideportivo

La existencia de los primeros asentamientos ubicados en el territorio de El Berrueco se pueden situar más o menos en la Edad de Bronce. El asentamiento actual de la villa de El Berrueco se sitúa en fechas no muy anteriores a los siglos X y XI. El Berrueco era una de las aldeas de la villa de Uceda. Esta villa pertenecía al Arzobispado de Toledo hasta que en 1575 la villa de Uceda y sus aldeas y lugares, por real cédula de Papa Gregorio XIII, al rey Felipe II pasó a pertenecer a la corona. Ante esta situación en 1593, El Berrueco aprovechó para independizarse y proclamarse villa, eximiéndose de la jurisdicción de la villa de Uceda. Fue entonces cuando la corona ordenó la instalación en su término de una horca y una picota. Entre los siglos XVII y XVIII la mayoría de los habitantes de la villa se dedicaban a labores agrícolas y ganaderas imperando sobre todo estas últimas. Existía por aquel entonces una asociación de ganaderos perteneciente a la Mesta. Dicha asociación era llevada por un alcalde y un escribano nombrados por El Berrueco, Cabanillas, Venturada y Redueña. Todos los ganaderos de estos pueblos se reunían el día de San Bernabé, (el 11 de junio) en la ermita de Santo Domingo de Cabanillas para solucionar cualquier tipo de problema derivado de la actividad que realizaban. A partir de 1873 todos límites municipales van a mantener su actual fisionomía como consecuencia de largos pleitos, entre los que destacan los mantenidos con las aldeas de La Cabrera y Sieteiglesias, principalmente con la primera, ya que entre los términos de ambas era por donde corría la Cañada Real Segoviana. En 1859 se produce la venta de los bienes municipales por la desamortización, a consecuencia de lo cual se formó la Sociedad de Vecinos de El Berrueco con el fin de recuperar las fincas vendidas. La desamortización de la Dehesa Boyal concluye en 1898 con el pago a Hacienda de 3% de 7.000pts. Anterior a 1902 parece que se carece de datos referentes a materia de educación. En 1956 se produjo un incremento de población importante que supuso una mejoría en el orden socio-cultural.[cita requerida] También a finales del S. XIX se realizaron las obras del Canal de Isabel II promoviendo la apertura de canteras para la construcción del canal.
Summit

Peña de la Horca

La existencia de los primeros asentamientos ubicados en el territorio de El Berrueco se pueden situar más o menos en la Edad de Bronce. El asentamiento actual de la villa de El Berrueco se sitúa en fechas no muy anteriores a los siglos X y XI. El Berrueco era una de las aldeas de la villa de Uceda. Esta villa pertenecía al Arzobispado de Toledo hasta que en 1575 la villa de Uceda y sus aldeas y lugares, por real cédula de Papa Gregorio XIII, al rey Felipe II pasó a pertenecer a la corona. Ante esta situación en 1593, El Berrueco aprovechó para independizarse y proclamarse villa, eximiéndose de la jurisdicción de la villa de Uceda. Fue entonces cuando la corona ordenó la instalación en su término de una horca y una picota. Entre los siglos XVII y XVIII la mayoría de los habitantes de la villa se dedicaban a labores agrícolas y ganaderas imperando sobre todo estas últimas. Existía por aquel entonces una asociación de ganaderos perteneciente a la Mesta. Dicha asociación era llevada por un alcalde y un escribano nombrados por El Berrueco, Cabanillas, Venturada y Redueña. Todos los ganaderos de estos pueblos se reunían el día de San Bernabé, (el 11 de junio) en la ermita de Santo Domingo de Cabanillas para solucionar cualquier tipo de problema derivado de la actividad que realizaban. A partir de 1873 todos límites municipales van a mantener su actual fisionomía como consecuencia de largos pleitos, entre los que destacan los mantenidos con las aldeas de La Cabrera y Sieteiglesias, principalmente con la primera, ya que entre los términos de ambas era por donde corría la Cañada Real Segoviana. En 1859 se produce la venta de los bienes municipales por la desamortización, a consecuencia de lo cual se formó la Sociedad de Vecinos de El Berrueco con el fin de recuperar las fincas vendidas. La desamortización de la Dehesa Boyal concluye en 1898 con el pago a Hacienda de 3% de 7.000pts. Anterior a 1902 parece que se carece de datos referentes a materia de educación. En 1956 se produjo un incremento de población importante que supuso una mejoría en el orden socio-cultural.[cita requerida] También a finales del S. XIX se realizaron las obras del Canal de Isabel II promoviendo la apertura de canteras para la construcción del canal.
Summit

Cerrillo del Conde

La existencia de los primeros asentamientos ubicados en el territorio de El Berrueco se pueden situar más o menos en la Edad de Bronce. El asentamiento actual de la villa de El Berrueco se sitúa en fechas no muy anteriores a los siglos X y XI. El Berrueco era una de las aldeas de la villa de Uceda. Esta villa pertenecía al Arzobispado de Toledo hasta que en 1575 la villa de Uceda y sus aldeas y lugares, por real cédula de Papa Gregorio XIII, al rey Felipe II pasó a pertenecer a la corona. Ante esta situación en 1593, El Berrueco aprovechó para independizarse y proclamarse villa, eximiéndose de la jurisdicción de la villa de Uceda. Fue entonces cuando la corona ordenó la instalación en su término de una horca y una picota. Entre los siglos XVII y XVIII la mayoría de los habitantes de la villa se dedicaban a labores agrícolas y ganaderas imperando sobre todo estas últimas. Existía por aquel entonces una asociación de ganaderos perteneciente a la Mesta. Dicha asociación era llevada por un alcalde y un escribano nombrados por El Berrueco, Cabanillas, Venturada y Redueña. Todos los ganaderos de estos pueblos se reunían el día de San Bernabé, (el 11 de junio) en la ermita de Santo Domingo de Cabanillas para solucionar cualquier tipo de problema derivado de la actividad que realizaban. A partir de 1873 todos límites municipales van a mantener su actual fisionomía como consecuencia de largos pleitos, entre los que destacan los mantenidos con las aldeas de La Cabrera y Sieteiglesias, principalmente con la primera, ya que entre los términos de ambas era por donde corría la Cañada Real Segoviana. En 1859 se produce la venta de los bienes municipales por la desamortización, a consecuencia de lo cual se formó la Sociedad de Vecinos de El Berrueco con el fin de recuperar las fincas vendidas. La desamortización de la Dehesa Boyal concluye en 1898 con el pago a Hacienda de 3% de 7.000pts. Anterior a 1902 parece que se carece de datos referentes a materia de educación. En 1956 se produjo un incremento de población importante que supuso una mejoría en el orden socio-cultural.[cita requerida] También a finales del S. XIX se realizaron las obras del Canal de Isabel II promoviendo la apertura de canteras para la construcción del canal.
Bridge

El Picachuelo

La existencia de los primeros asentamientos ubicados en el territorio de El Berrueco se pueden situar más o menos en la Edad de Bronce. El asentamiento actual de la villa de El Berrueco se sitúa en fechas no muy anteriores a los siglos X y XI. El Berrueco era una de las aldeas de la villa de Uceda. Esta villa pertenecía al Arzobispado de Toledo hasta que en 1575 la villa de Uceda y sus aldeas y lugares, por real cédula de Papa Gregorio XIII, al rey Felipe II pasó a pertenecer a la corona. Ante esta situación en 1593, El Berrueco aprovechó para independizarse y proclamarse villa, eximiéndose de la jurisdicción de la villa de Uceda. Fue entonces cuando la corona ordenó la instalación en su término de una horca y una picota. Entre los siglos XVII y XVIII la mayoría de los habitantes de la villa se dedicaban a labores agrícolas y ganaderas imperando sobre todo estas últimas. Existía por aquel entonces una asociación de ganaderos perteneciente a la Mesta. Dicha asociación era llevada por un alcalde y un escribano nombrados por El Berrueco, Cabanillas, Venturada y Redueña. Todos los ganaderos de estos pueblos se reunían el día de San Bernabé, (el 11 de junio) en la ermita de Santo Domingo de Cabanillas para solucionar cualquier tipo de problema derivado de la actividad que realizaban. A partir de 1873 todos límites municipales van a mantener su actual fisionomía como consecuencia de largos pleitos, entre los que destacan los mantenidos con las aldeas de La Cabrera y Sieteiglesias, principalmente con la primera, ya que entre los términos de ambas era por donde corría la Cañada Real Segoviana. En 1859 se produce la venta de los bienes municipales por la desamortización, a consecuencia de lo cual se formó la Sociedad de Vecinos de El Berrueco con el fin de recuperar las fincas vendidas. La desamortización de la Dehesa Boyal concluye en 1898 con el pago a Hacienda de 3% de 7.000pts. Anterior a 1902 parece que se carece de datos referentes a materia de educación. En 1956 se produjo un incremento de población importante que supuso una mejoría en el orden socio-cultural.[cita requerida] También a finales del S. XIX se realizaron las obras del Canal de Isabel II promoviendo la apertura de canteras para la construcción del canal.
Archaeological site

Torre de Mirabel

La existencia de los primeros asentamientos ubicados en el territorio de El Berrueco se pueden situar más o menos en la Edad de Bronce. El asentamiento actual de la villa de El Berrueco se sitúa en fechas no muy anteriores a los siglos X y XI. El Berrueco era una de las aldeas de la villa de Uceda. Esta villa pertenecía al Arzobispado de Toledo hasta que en 1575 la villa de Uceda y sus aldeas y lugares, por real cédula de Papa Gregorio XIII, al rey Felipe II pasó a pertenecer a la corona. Ante esta situación en 1593, El Berrueco aprovechó para independizarse y proclamarse villa, eximiéndose de la jurisdicción de la villa de Uceda. Fue entonces cuando la corona ordenó la instalación en su término de una horca y una picota. Entre los siglos XVII y XVIII la mayoría de los habitantes de la villa se dedicaban a labores agrícolas y ganaderas imperando sobre todo estas últimas. Existía por aquel entonces una asociación de ganaderos perteneciente a la Mesta. Dicha asociación era llevada por un alcalde y un escribano nombrados por El Berrueco, Cabanillas, Venturada y Redueña. Todos los ganaderos de estos pueblos se reunían el día de San Bernabé, (el 11 de junio) en la ermita de Santo Domingo de Cabanillas para solucionar cualquier tipo de problema derivado de la actividad que realizaban. A partir de 1873 todos límites municipales van a mantener su actual fisionomía como consecuencia de largos pleitos, entre los que destacan los mantenidos con las aldeas de La Cabrera y Sieteiglesias, principalmente con la primera, ya que entre los términos de ambas era por donde corría la Cañada Real Segoviana. En 1859 se produce la venta de los bienes municipales por la desamortización, a consecuencia de lo cual se formó la Sociedad de Vecinos de El Berrueco con el fin de recuperar las fincas vendidas. La desamortización de la Dehesa Boyal concluye en 1898 con el pago a Hacienda de 3% de 7.000pts. Anterior a 1902 parece que se carece de datos referentes a materia de educación. En 1956 se produjo un incremento de población importante que supuso una mejoría en el orden socio-cultural.[cita requerida] También a finales del S. XIX se realizaron las obras del Canal de Isabel II promoviendo la apertura de canteras para la construcción del canal.
Archaeological site

Almenara de la Alameda

La existencia de los primeros asentamientos ubicados en el territorio de El Berrueco se pueden situar más o menos en la Edad de Bronce. El asentamiento actual de la villa de El Berrueco se sitúa en fechas no muy anteriores a los siglos X y XI. El Berrueco era una de las aldeas de la villa de Uceda. Esta villa pertenecía al Arzobispado de Toledo hasta que en 1575 la villa de Uceda y sus aldeas y lugares, por real cédula de Papa Gregorio XIII, al rey Felipe II pasó a pertenecer a la corona. Ante esta situación en 1593, El Berrueco aprovechó para independizarse y proclamarse villa, eximiéndose de la jurisdicción de la villa de Uceda. Fue entonces cuando la corona ordenó la instalación en su término de una horca y una picota. Entre los siglos XVII y XVIII la mayoría de los habitantes de la villa se dedicaban a labores agrícolas y ganaderas imperando sobre todo estas últimas. Existía por aquel entonces una asociación de ganaderos perteneciente a la Mesta. Dicha asociación era llevada por un alcalde y un escribano nombrados por El Berrueco, Cabanillas, Venturada y Redueña. Todos los ganaderos de estos pueblos se reunían el día de San Bernabé, (el 11 de junio) en la ermita de Santo Domingo de Cabanillas para solucionar cualquier tipo de problema derivado de la actividad que realizaban. A partir de 1873 todos límites municipales van a mantener su actual fisionomía como consecuencia de largos pleitos, entre los que destacan los mantenidos con las aldeas de La Cabrera y Sieteiglesias, principalmente con la primera, ya que entre los términos de ambas era por donde corría la Cañada Real Segoviana. En 1859 se produce la venta de los bienes municipales por la desamortización, a consecuencia de lo cual se formó la Sociedad de Vecinos de El Berrueco con el fin de recuperar las fincas vendidas. La desamortización de la Dehesa Boyal concluye en 1898 con el pago a Hacienda de 3% de 7.000pts. Anterior a 1902 parece que se carece de datos referentes a materia de educación. En 1956 se produjo un incremento de población importante que supuso una mejoría en el orden socio-cultural.[cita requerida] También a finales del S. XIX se realizaron las obras del Canal de Isabel II promoviendo la apertura de canteras para la construcción del canal.

Comments

    You can or this trail